Megaoperativo contra hurto de energía en Villa Devoto

Megaoperativo contra hurto de energía en Villa Devoto

Edesur relizó este lunes 25 de marzo un megaoperativo contra hurto de energía en las inmediaciones de la plaza de Villa Devoto, en la Ciudad de Buenos Aires. En el corazón del polo gastronómico cortó unas 27 conexiones clandestinas en locales gastronómicos de alta gama y edificios y oficinas de categoría, que estaban enganchados a la red.

Uno de los puntos clave fue la sucursal de la cadena Burger 54 ubicada en la calle Nueva York 4074. El restaurante se alimentaba de electricidad de modo directo, sin utilizar medidor, desde hace por lo menos un año y medio. Este ejemplo era imitado por un conjunto de 24 unidades (entre edificios y oficinas) alta categoría que estaba en el mismo bloque edilicio, ubicado en una de las zonas más exclusivas del barrio. Cuando los inspectores accedieron a la sala de medidores encontraron que no había ninguno instalado y seguían consumiendo “luz de obra”, que había sido instalada cuando se levantó la construcción.

Una situación similar fue la de la parrilla Mecha Fuego Porteño y bar de cócteles Bronce -ubicado en Mercedes 3939– que, si bien la semana pasada solicitaron el medidor, estuvieron alrededor de dos años sin medidor y en conexión directa a la red. Si bien estos dos establecimientos quedaron con suministro y la situación normalizada, ahora Edesur procederá al recupero de energía de todo el tiempo transcurrido desde el inicio de su funcionamiento hasta el día de hoy.

En todos los casos, el equipo de Recupero de Pérdidas labró las actas correspondientes verificadas por escribano público y se procederá las acciones legales correspondientes.

Vale recordar que la denominada “luz de obra” es una conexión legal provisoria para la realización de obras de construcción de edificios pero, una vez finalizada, debe ser suplantada por conexiones permanentes seguras cuyo consumo sea registrado por un medidor certificado. De este modo, los ocupantes de departamentos y oficinas nuevas deben solicitar un suministro legal, en caso de no tenerlo.

El hurto de energía es un delito castigado por el Código Penal que pone en riesgo la vida de las personas y la estabilidad de la red. En Edesur vamos a seguir controlando y caer con todo el peso de la ley contra las conexiones ilegales para honrar el compromiso con todos nuestros clientes que se esfuerzan y comprometen a estar en regla y al día. Las personas “enganchadas” también perjudican a la calidad de conexión de sus vecinos que tienen el servicio legalmente.